SUSCRIBIRSE

ENTREPRENEUR

El Messi de los emprendedores.

POR Andrés “Pirin” Maino

Barack Obama hablaba en la Usina del Arte en un encuentro con jóvenes emprendedores. En un momento de la conferencia dijo: “Entonces, Gino Tubaro… ¿dónde está Gino?” Obama cabeceaba de un lado al otro. “¿Gino?!!”. Segundos más tarde, el presidente de los Estados Unidos señaló con el índice hacia un costado “Ah, ahí estás!!”. Silencio general. ¿Qué hizo este pibe? ¿Integra la lista de criminales más buscados? ¿Le caerán encima los del servicio secreto?. Nada de eso. Obama destacó a este argentino de apenas 20 años como un verdadero ejemplo para los jóvenes emprendedores.

Foto vía: lanacion.com.ar

Como les gusta decir a todos los que comparten su oficio, Gino nació inventor. Pero descubrió su vocación en la escuela primaria cuando una maestra de plástica estrelló su orgullo contra el piso. Ella no estaba conforme con el avión a escala que Gino había construido y le aseguró que nunca iba a ser nada en la vida. Dispuesto a desafiar aquel pronóstico comenzó su tarea creativa. Un dispositivo de seguridad para los enchufes, un instrumento musical, una impresora 3d. Después fundó Atomic Lab, una plataforma de innovaciones donde desarrolló el proyecto que lo hizo famoso: la impresión 3d de prótesis de mano.

Foto vía: rysspty.blogspot.com.ar

Gino Tubaro fue nombrado Innovador del Año por el prestigioso MIT y ganador del concurso “1 Idea para cambiar la historia” de History Chanel antes de que Obama lo busque entre los asistentes a su conferencia en Buenos Aires. Pero el mayor premio de su vida lo recibió en 2014 cuando Felipe Miranda, un niño de 11 años, recuperó su alegría y la movilidad de su mano izquierda gracias a la prótesis 3d de Atomic Lab.

Gino Tubaro prefiere trabajar en inventos que generen un cambio social mediante el uso de las nuevas tecnologías. Como la última de sus creaciones: un dedal que traduce un texto impreso a braille.

Heredero de una generación de inventores argentinos que le regalaron al mundo el colectivo, el dulce de leche, el sistema dactiloscópico o la espuma en aerosol para marcar los tiros libres.

Foto vía: doctortecno.com

Otro de los inventos argentinos, el Tango, tiene un himno llamado “Volver” que inmortalizó la frase “20 años no es nada”. Aunque parece equivocarse en el caso de este chico nacido en el barrio de Pompeya, en la Ciudad de Buenos Aires. Ya que en sus primeros 20 años de vida, Gino Tubaro tuvo tiempo para desarrollar numerosos inventos y acumular innumerables experiencias que lo proyectan como una de las promesas más destacadas de la Argentina hacia el mundo.

El Messi de los emprendedores.

 

Foto vía: technologyreview.es

 

  • ¿ESTA NOTA TE GUSTÓ
  • votos_r1_c1_s1
  • votos_r1_c1_s1
  • votos_r1_c1_s1
  • votos_r1_c1_s1
  • votos_r1_c1_s1

COMENTARIOS