SUSCRIBIRSE

HUMOR

Chespirito comenzó su carrera como Creativo Publicitario. Nadie es perfecto.

POR Diego Cardona

Roberto Gómez Bolaños, más conocido como Chespirito, nació en Ciudad de México el 21 de Febrero de 1929.

Inició su carrera como creativo publicitario, lo que lo conectó con el mundo de la Radio y la Televisión, ya que en aquella época las agencias de publicidad creaban y producían los programas junto a los auspiciantes y los medios.

Pero su verdadera vocación fue la de escritor, por eso el apodo profesional “Chespirito” que se lo debe al director de cine Agustín Delgado, derivado del diminutivo de la pronunciación españolizada deWilliam Shakespeare (1564-1616) por el talento para escribir historias y debido a que Gómez Bolaños no supera los 1,60 mts. de estatura.

Gracias a sus guiones y libretos para radionovelas, programas de televisión, o cortos en cines, llegó a hacerse muy conocido en el ambiente artístico, hasta que a fines de los 70’s tuvo la oportunidad de debutar como actor en el canal 8, donde estrena sus dos primeras series: “El ciudadano Gómez” y“Los supergenios de la mesa cuadrada”.

Recién a sus 41 años, Chespirito saca al aire un programa de una hora titulado como su sobrenombre, creando númerosos sketches: Chespirito mesero, barrendero, empleado doméstico, el Chómpiras, el Chapulín Colorado y el célèbre Chavo del 8, llamado así porque se transmitía en el Canal 8 de México.

Fue tanto el éxito del programa, que éste paso a otro canal de más nombre y Chespirito tuvo que buscar alguna excusa para el “8″ por lo que inventó que el Chavo vivía en el departamento #8; de ahí su nombre. No por otra cosa.

Chespirito tomó una escenografía del canal (la vecindad) que con un bajo costo de utilería, empezaría a buscar a los demás personajes. Pero el no sufrió mucho para encontrarlos.

Carlos Villagrán, como Quico, Ramón Valdés, como Don Ramón, Florinda Meza, como Doña Florinda, Rubén Aguirre, como el Profesor Jirafales y María Antonieta de las Nieves, como la Chilindrina, entre otros, que encontraron la fama internacional.

Con este elenco, empezaría la gran travesía de la serie que llegaría a limites insospechados de audiencia, viéndose en Hispanoamérica, Estados Unidos y España. El programa “El Chavo del Ocho” fue visto -en promedio- por 350 millones de personas a la semana.

Su humor sano, fresco, sus efectos de sonido y de imagen la hicieron inmortal ya que el Chavo del 8, fué, es y será nuestra eterna compañía, la de generaciones y generaciones de niños.

  • ¿ESTA NOTA TE GUSTÓ
  • votos_r1_c1_s1
  • votos_r1_c1_s1
  • votos_r1_c1_s1
  • votos_r1_c1_s1
  • votos_r1_c1_s1

COMENTARIOS